La Casa de los Perros

Sin pretextos para Zacatecas

By 10 enero, 2020No Comments

La Casa de los Perros:

Sin pretextos para Zacatecas

CLAUDIA G. VALDÉS DÍAZ

De muy buen humor, David Monreal Ávila, actual coordinador nacional de Ganadería y, según las encuestas de aquí y de allá, el zacatecano mejor posicionado en la carrera hacia la gubernatura en el 2021, sin telarañas en la cabeza anunció que para este ejercicio fiscal 2020, al estado le corresponderán casi 30 mil millones de pesos que serán destinados, de parte del Gobierno Federal, prioritariamente a salud, educación y seguridad.

En una conferencia de prensa en la que Monreal Ávila se dejó ver sereno, maduro y muy, pero muy contento, hizo hincapié que tocará ahora al gobierno diferente ponerse las pilas y realizar una adecuada administración de los millonarios recursos que llegarán a Zacatecas. Como quien dice, se acabaron los pretextos.

Y es que llegó el momento de que los integrantes de la actual administración gubernamental se pongan a trabajar en serio –es su penúltimo año legalmente, pero último ante los comicios del 2021–; es ahora cuando desde La Casa de los Perros se tiene que implementar una real política de austeridad y racionalidad presupuestal. Nada de dientes para afuera. Nada de que sólo les aprieto el cinturón a los que me caen mal y a mis cuates ni con el pétalo de la una rosa los toco. Si se hace así, Zacatecas podrá librar este 2020 que viene complicado, pero con buenos augurios en lo local.

Por lo pronto, explicó David Monreal, para este 2020, lo referente a la nómina magisterial no podrá ser utilizado, como año con año sucedía, como un pretexto para no hacer esto y aquello, para lavarse las manos, para dejar de hacer, y de ser. Hoy, la nómina magisterial está garantizada y por ello los cerca de 10 mil maestros del estado por primera vez no estarán en la zozobra, quincena tras quincena, pues el recurso está asegurado. Este rubro ya no será más una causa de déficit presupuestario.

Ante este panorama, desde la Secretaría de Finanzas, que comanda Jorge Miranda Castro, se ha visualizado que la política fiscal para este 2020 tendrá su principal sustento en la no contratación de deuda pública que es, sin lugar a duda, el único y verdadero éxito de este gobierno diferente. El manejo de las finanzas es de lo que sí podrá presumir el inquilino de La Casa de los Perros cuando entregue las llaves de la finca. Porque los demás rubros, sobre todo lo referente a la seguridad, son materias en las que le sale debiendo, y mucho, a los zacatecanos.

Así las cosas, este 2020 arranca con los dos personajes que marcarán el rumbo de Zacatecas para un futuro. Un David Monreal muy posicionado ya no sólo como posible candidato a la gubernatura por Morena, sino como el zacatecano que pudiera sacar adelante al estado, y Alejandro Tello Cristerna, quien con un difícil inicio de año en la espalda, envuelto además en la polémica innecesaria, requerirá apretar el paso, y no sólo el suyo, sino el de sus colaboradores para, por lo menos, poder cumplir el deseo de dejar el gobierno y marcharse con tranquilidad y la frente en alto a disfrutar, ahora sí y sin preocupaciones, de su familia.

A tambor batiente

Los que disfrutaron de estas fechas con su familia, pero jamás descuidaron su trabajo, fueron los alcaldes de Fresnillo y Zacatecas, Saúl Monreal Ávila y Ulises Mejía Haro. Ellos justamente aprovecharon estos días para placearse de lo lindo, por sus municipios. Trabajando ando, pregonaron.

Saúl Monreal no sólo arranca este 2020 con una nueva estrategia para cumplir con la recolección de basura en el municipio con la apertura de una ruta nocturna en la Zona Centro del Mineral, sino que además apapachó a los policías municipales que, con la muerte de cinco de sus compañeros en el cumplimiento de su deber en la memoria, conmemoraron el Día Internacional del Policía de una manera singular. El recurso que se iba a destinar al festejo, por decisión de los elementos policiacos, fue entregado a las familias de quienes el pasado 20 de noviembre fueron brutalmente emboscados.

Sabe bien Saúl Monreal que la seguridad no llegará a ningún rincón de Fresnillo sino se tiene una policía preparada, bien pagada y, sobre todo, bien tratada, por ello les entregó uniformes, municiones y radios de comunicación con una inversión de más de 800 mil pesos, recurso del gasto corriente y del programa de Fortalecimiento para la Seguridad (Fortaseg).

Por su parte, Ulises Mejía no dejó un solo día de cumplir con sus jornadas de limpieza y anduvo del tingo al tango inspeccionando obras. Por ello no fue sorpresa verlo el mero 31 de diciembre supervisando el mantenimiento de espacios públicos, avenidas y pasos a desnivel. Ahí andaba en el Túnel del Bote, en donde las tareas de limpieza con la barredora automática y la máquina de hidrolavado no tuvieron descanso.

Lo malo de la situación fue que el ejemplo de Mejía Haro no fue compartido por todos los integrantes del Cabildo, léase la síndica Ruth Calderón Babúm, quien por capricho por poco deja sin recursos a los proveedores del gobierno municipal. Ella no solo se negó en reiteradas ocasiones a firmar los cheques, sino para que la dejaran de molestar optó por no presentarse más a cumplir con su trabajo. Hasta el último día del 2019 dejó constancia de ser la más faltista de los faltistas.

Tuvo que recibir un severo jalón de orejas hasta hacerla entender que sus problemas personales no tenían por qué afectar a los proveedores quienes, ellos sí, cumplieron en tiempo y forma con su responsabilidad. Bien dicen que tanta fiesta y tanto brindis nunca deja nada bueno.

Twitter: @lasnoticiasya @claudiag_valdes

lasnoticiasya@gmail.com