Inicio Jenny González Insuficiencia presupuestal.

Insuficiencia presupuestal.

229
0

Insuficiencia presupuestal.
Por: Jenny González Arenas
Es fin de año, el último mes para ser exactos y se ha vuelto noticia cotidiana escuchar en los medios de comunicación que no hay dinero suficiente para pagar las dos quincenas de diciembre y aguinaldos. Muchas Universidades públicas en el país enfrentan esta situación, los trabajadores suplentes del ISSSTE también, ahora nos enteramos que el Poder Judicial del Estado tiene el mismo mal.
Lo más fácil, pero no necesariamente lo adecuado, es pensar que hay malos manejos. No meto las manos al fuego por nadie, pero cuando el poder ejecutivo elabora un proyecto de presupuesto que es modificado a su antojo por el poder legislativo, no es de sorprender que casualmente a todos les falte dinero menos a ellos.
El problema de la Universidad no es reciente, sin embargo se arrastra un déficit estructural que esta íntimamente relacionado con la falta de apoyo por parte de las autoridades Estatales; lo mismo que el presupuesto del poder judicial del Estado, que si bien dicho poder entrega un proyecto de presupuesto, no necesariamente el legislativo se lo concede, por lo que al ver incrementadas sus funciones de acuerdo a las recientes reformas constitucionales no recibió el presupuesto suficiente para hacer frente a dichas funciones.
Aunque el problema del ISSSTE y sus suplentes no tenga que ver con el Estado, sino con el presupuesto federal, si es una muestra que debe servir para abrir los ojos, junto con los otros dos ejemplos, sobre el escenario que enfrentaremos a partir de estas fechas y en lo subsecuente con la austeridad republicana.
Nada tiene de malo tratar de manejarse con austeridad, lo malo es que se descuiden funciones esenciales o se afecte a los que menos tienen en ese afán de mostrarse austeros.
Hay rubros fundamentales, que son la base para muchas actividades, que no se deben descuidar, tal es el caso de la educación, no solo la básica, también la media superior y superior, ahí esta la diferencia entre ser un pueblo que produce mano de obra y materias primas a ser una nación que produce profesionistas preparados que promuevan el desarrollo industrial. Lamentablemente, no es prioridad para el gobierno de nuestra entidad el apostarle a la educación superior ya que los recursos que aporta el gobierno del Estado para la UAZ son mucho menores en comparación con los recursos que aportan otros gobiernos para sus universidades estatales.
Por otro lado, en el rubro de justicia, el presupuesto ha sido insuficiente, y también se ha hablado ya con anterioridad de que somos una de las entidades que menor cantidad de jueces tiene por cada 100 mil habitantes, no significa que no existan conflictos judiciales o que la sociedad zacatecana no los necesite, sin embargo, en nuestra entidad los pesos y contrapesos que puede representar la división de poderes se da simplemente entre el ejecutivo y el legislativo sin que el judicial adquiera la relevancia que realmente tiene porque los otros dos poderes se han encargado de limitar su actuar a través de limitar sus recursos.
Finalmente el problema de los trabajadores del ISSSTE, suplentes, puede ser no un problema estatal, pero si la manera en la que ha sido limitado su derecho a manifestarse, el uso de la fuerza pública contra de un grupo de trabajadores que exigen se pague su salario no debe ser sometido de esa manera, mucho menos cuando son los mas vulnerables en la escala laboral, por no contar con certeza y mucho menos con un ingreso fijo. El gobierno del Estado debe ser mas cuidadoso en la manera en la que se permite a unos manifestantes tomen el bulevar en viernes, sin obtener una respuesta a un problema que si es del Estado, cuando reprime a través del uso de la fuerza a otros que se manifiestan en lunes a medio día por un problema que, si bien es de orden federal, puede ser un gestor para ayudarlos a solucionar su problema.
La insuficiencia presupuestal puede volverse, peligrosamente, una tradición a lo largo de este sexenio.